Metas concretas y medibles: crecimiento asegurado

Les dejo una traducción de un interesante artículo que encontré en internet:

Autor: Hiroshi Mikitani

Título Original: Concrete Goals + Hard Numbers = Solid Growth

Si quiere mejorar algo, no trace metas vagas, trace metas concretas….aún mejor: defina metas concretas definidas con números. Palabras tales como “mejora” y “éxito” son abstractas. A menos que esos conceptos se conviertan en metas concretas y acciones a seguir carecen de sentido.

Aquí les doy un ejemplo: en mi empresa teníamos algo llamado “Proyecto 1/8”, que era una iniciativa para mejorar nuestra manera de hacer negocios acortando el tiempo que utilizábamos en reuniones de trabajo. Lo primero que hicimos para alcanzar esa meta fue acortar a la mitad la frecuencia de estas reuniones, luego reducimos a la mitad los participantes en las reuniones y finalmente acortamos a la mitad la duración de tales reuniones. La mitad de la mitad de la mitad es un octavo. Pusimos empeño en este proyecto y alcanzamos la meta.

Si solamente me hubiera limitado a decir “tratemos de reducir el tiempo dedicado a reuniones de trabajo” nada hubiera cambiado. Al cuantificar la meta y apuntar hacia un objetivo concreto logramos reducir a un octavo el tiempo dedicado a reunirnos.

Pensemos acerca del régimen de entrenamiento de los atletas de alto rendimiento; nunca escucharán a un entrenador programar una meta diciendo “tratemos de correr un poquito más rápido”….

Esto se cumple para los deportes y se cumple en los negocios: simplemente decir que voy a dar algo o que voy a tratar de hacer algo por mejorar suele ser inútil. Se debe perseguir acciones concretas, siempre preguntándonos ¿Por qué estoy haciendo esto?, ¿Qué espero conseguir?. Las acciones abstractas solamente lo llevarán a obtener resultados abstractos.

 

meta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.